Menú
Rituales de protección
Rituales de protección

AFRONTA EN POSITIVO

Rituales de protección

Los conjuros, la meditación y la predisposición personal para la lucha y resistencia son los mejores antídotos para mantener el mejor estado frente a las adversidades.

Mantener la calma y la serenidad ayudan a controlar las adversidadesMantener la calma y la serenidad ayudan a controlar las adversidades

Rituales de protección

Conoce algunos rituales que puedes realizar para protegerte contra las personas nocivas, el mal de ojo y para alejar energías negativas de tu vida. Los amuletos y hechizos de protección han sido usado por la humanidad desde hace miles de años. Si deseas alejar energías negativas de tu hogar y protegerte a ti y a los tuyos de malas vibraciones, si necesitas un escudo protector frente a personas nocivas, el mal de ojo o envidias, lleva a cabo estos sencillos rituales y conjuros de protección que te otorgarán la seguridad y paz que necesitas.

En ocasiones percibimos que hay fuerzas que no controlamos y actúan en nuestra contra; a veces sentimos que la mala suerte se ceba con nosotros o que parece que nada de lo que hacemos sale como deseamos. Es posible que al entrar en un lugar sientas una avalancha de ondas negativas, o que percibas que personas de tu alrededor te envían ondas nocivas de envidia y malas vibraciones. O tal vez sólo desees eliminar todo lo dañino de tu vida y proteger lo bueno que hay en ella. Si te siente así o persigues cualquiera de estos objetivos puedes recurrir a realizar alguno de los siguientes hechizos de protección, que te detallamos en este artículo.

Debes saber que la efectividad de los hechizos de protección va a depender en gran medida de tu creencia en ellos y en ti. Antes de comenzar con estos rituales, es necesario que te concentres en lo que vas a hacer, piensa en el objetivo que persigues con ello. Relájate, realiza varias inspiraciones y expiraciones, y busca dentro de ti aquello que te conecte con un pensamiento positivo.

Se trata de alejar energías negativas mediante hechizos de protección, en los que usaremos lo que se conoce como magia blanca, o lo que es lo mismo, el uso de todo lo que significa positivo, ya sea bondad, crecimiento, prosperidad, amor... El día más adecuado para realizar estos rituales es el sábado, día que se dedica a las limpiezas y protecciones de lo negativo.

Conjuros de protección personal

Existen distintos tipos de hechizos de protección personal que pueden ayudarnos. Elegir uno u otro dependerá del objetivo que pretendamos con ello. Podemos buscar protegernos contra el mal de ojo, las energías negativas, las personas nocivas de nuestro alrededor, las malas influencias, las envidia o contra los robos.

Para alejar las energías negativas:

Si observas que últimamente tienes mala suerte, pasas por una racha negativa en muchos aspectos de tu vida, o tan sólo quieres protegerte contra las malas energías, prueba a realizar este ritual. Coge una cebolla grande. Lávala con agua y sal, estamos humedeciendo la cebolla de energía positiva a través de la sal. Enciende una vela y colócala en una mesa, rodéala con un doble círculo de sal. En el centro coloca la mesa y una foto tuya. Y repite cinco veces: Por los poderes de la luz, que acuda la buena suerte, que se marche la mala suerte. Que los círculos de sal me protejan. Que la llama de esta luz me ilumine. Que la hija acuosa de la tierra me sea favorable. Al finalizar, coge la cebolla y entiérrala.

El abeto es un árbol que protege a las embarazadas y al proceso de gestaciónEl abeto es un árbol que protege a las embarazadas y al proceso de gestación

Dentro de los conjuros de protección encontramos éste otro sencillo ritual, en el que se deben quemar en un recipiente de metal cinco clavos de olor, cinco ramas de hipérico o hierba de San Juan y cinco gramos de pimienta. Después, coloca el recipiente en un lugar apartado, dejando que el humo que emana te envuelva. De este modo, se formará un "escudo" que purificará tu energía y destruirá las malas vibraciones que puedan estar en algún momento cerca. Este ritual puede usarse para protegerte frente a robos o ataques violentos...

Contra el mal de ojo:

Este ritual es muy fácil y tiene por objeto ahuyentar el mal de ojo. Es recomendable hacerlo si sospechas que las cosas te van extrañamente mal en tu vida. Durante tres días por un vaso de agua con unos gramos de sal gruesa en tu mesita de noche. Cámbialo diariamente. Además, traza una cruz debajo de tu cama con sal gruesa y cuando hayan transcurridos los tres días, tira la sal a la basura. El ritual ha terminado.

Para alejar a las personas nocivas:

Para llevar a cabo conjuros de protección para alejar a las personas nocivas de nuestra vida debes triturar una tiza roja con 50 gramos de flores de ortiga seca. Posteriormente, se mezcla el resultado con una cucharada de ruda en polvo. Escribe tu nombre en un papel e introdúcelo en un frasco junto con la mezcla de polvo realizada. Ciérralo bien y mientras lo agitas recita estas palabras: Que la alegría entre en nuestras almas y que quede atrás la envida ajena que todo destruye. Al final, deja reposar el contenido en el frasco durante tres días y posteriormente, guarda un poquito del polvo dentro de un objeto pequeño, éste se convertirá en tu amuleto. Para mayor protección, llévalo siempre contigo.

Ritual de protección si estás embarazada:

Si estás embarazada y quieres proteger tanto tu salud como la de tu bebé puedes recurrir a este sencillo ritual para el que necesitarás: ramas de abeto con hoja, un trozo de tela verde y un poco de hilo verde. Para comenzar debes desprender la hojas del abeto de sus ramas. Luego, debes extraes la tela verde sobre una superficie, coloca las hojas del abeto encima, une las puntas del trozo de tela a modo de bolsita y ciérrala con el hilo verde. Lleva siempre contigo la bolsita hasta el nacimiento de tu bebé.

Hechizo de protección:

Es posible que dudes a la hora de elegir el ritual más indicado en tu caso o que busques una protección que evite entrar en tu vida todo lo negativo y dañino que pueda haber alrededor. En estos casos te recomiendo que recurras a este hechizo de protección general, sencillo y eficaz. Para realizarlo correctamente debes poner un ajo y una hoja de laurel sobre un trozo de papel de aluminio. Cubre totalmente el ajo con sal gruesa y, después, envuelve todo con el aluminio. Lleva el paquete resultante, contigo cada día, al menos durante una semana.

Las velas acompañan el momento de relajación y autocrítica para buscar la respuesta interior del problemaLas velas acompañan el momento de relajación y autocrítica para buscar la respuesta interior del problema

Para proteger tu hogar

Al igual que las personas, los lugares pueden absorber energías nocivas y vibraciones negativas que pueden afectarte. Existen también conjuros de protección para limpiar tu hogar o tu lugar de trabajo de todo lo negativo y protegerlo de las malas vibraciones. Uno de los más sencillos de realizar consiste en verter tres pizcas de sal fina en cada ángulo de cada habitación de la casa. Después, coloca carbón en un incensario o recipiente, y enciéndelo. Vierte entonces la sal marina gruesa sobre el carbón ya encendido y echa una cucharadita de incienso litúrgico sobre el carbón. Con los pies descalzos, para conectar con la Tierra, recorre la casa portando el incienso, de forma que el humo llegue a todas las habitaciones. Al finalizar, echar una pizca de sal fina en el dintel de cada puerta. La casa quedará purificada y protegida.

Existe también la posibilidad de usar la canela para una protección permanente. La canela es conocida en el mundo exotérico por su capacidad de alejar energías negativas, es un excelente recurso para eliminar las malas vibraciones del ambiente, ya sea tu hogar o tu lugar de trabajo. Puedes usarla en cualquiera de sus múltiples presentaciones. Puedes optar por usar sahumerios o velas aromatizadas, mejor aún si consigues canela en rama y colocas algunas en un brasero. También puedes usar canela en polvo, pero en este caso, transcurridos aproximadamente treinta minutos deséchalo.

Amuletos de protección

Los amuletos son objetos cargados de energía que atraen todo lo positivo a tu vida y te protegen frente a las malas vibraciones y las personas nocivas. Te ayudan a alejar energías negativas. Existen multitud de amuletos y talismanes que puedes usar para protegerte, cada cultura o religión tiene los suyos. Se trata de signos y símbolos usados desde la antigüedad y que poseen una gran fuerza para proteger a quien los lleva. Quizás las más conocidos sean: la mano de Fátima, el ojo de Orus, la estrella de David, las pirámides, los llamadores de ángeles (especialmente indicados para embarazadas), la herradura, la cruz celta...

Te puede interesar

2 Comentarios

nancy castillo rojas

30/11/2015 18:11

quiero saber por mi relacion de pareja en estos momentos es estable

amalia

12/04/2014 03:15

Para alejar las energías negativas: Si observas que últimamente tienes mala suerte, pasas por una racha negativa en muchos aspectos de tu vida, o tan sólo quieres protegerte contra las malas energías, prueba a realizar este ritual. Coge una cebolla grande. Lávala con agua y sal, estamos humedeciendo la cebolla de energía positiva a través de la sal. Enciende una vela y colócala en una mesa, rodéala con un doble círculo de sal. En el centro coloca la mesa y una foto tuya. Y repite cinco veces: Por los poderes de la luz, que acuda la buena suerte, que se marche la mala suerte. Que los círculos de sal me protejan. Que la llama de esta luz me ilumine. Que la hija acuosa de la tierra me sea favorable. Al finalizar, coge la cebolla y entiérrala. hola queria que me aclarara donde va la cebolla y la vela. por que no aclara bien donde va la cebolla puesta gracias