Menú
Feng Shui para tu casa
Feng Shui para tu casa

DECORACIÓN

Feng Shui para tu casa

El feng shui es una ténica china de decoración del hogar que permite conseguir la paz espiritual a partir de una colocación determinada de los muebles del hogar.

Alcanza el equilibrio en tu hogar gracias al feng shui Alcanza el equilibrio en tu hogar gracias al feng shui

El feng shui es una técnica de decoración procedente de la antigua China, que tiene como premisa o punto más importante la consecución del equilibrio y con ello la paz espiritual a partir de la colocación específica de los enseres que tenemos en casa, logrando así el tránsito o el flujo de la energía que nos ayude a encontrar el zen en nuestro hogar. El tránsito de energía es necesario ya que cuando esta se estanca, afecta negativamente al estado anímico de los habitantes de un hogar impidiendo así que estos alcancen la paz espiritual.

Para conseguir este estado de equilibrio el feng shui utiliza el Ba-Guah (también conocido como Pakwa). El Ba-Guah es un plano, dibujo o tabla dividida en nueve partes, de las cuales una es el centro: el Ying-Yang, que representa a uno mismo; y las otras ocho a su vez están dividas en tres. Estos triagramas representan una serie de elementos que encontramos en la naturaleza: fuego, viento, rayo y agua; también con los números (más que como figuras), como la cantidad de veces que tiene que haber un elemento en una habitación concreta para que esta siga los pasos del feng shui en el hogar. A partir de este diagrama o plano es más fácil colocar los muebles y elementos en nuestro hogar siguiendo los pasos de esta técnica milenaria y hallar así el equilibrio o zen.

El feng shui en tu hogar

Las partes más importantes dentro de una casa en el que se busca alcanzar la paz espiritual a través del feng-shui son tres:

- La puerta principal y el recibidor.

- La habitación principal

- La cocina

La puerta y el recibidor deben ser espacios abiertos y bien iluminados La puerta y el recibidor deben ser espacios abiertos y bien iluminados

La puerta principal y el recibidor son los elementos más importantes de una casa ya que al ser lo primero que se encuentra el habitante al entrar en el hogar, es la parte que más efecto causa en ellos. Es muy recomendable que esta habitación sea un espacio abierto y que esté bien iluminado. Es más recomendable que se utilice luz natural. En caso de que en el recibidor haya una escalera, esta no deberá nunca cortar la entrada o bloquearla, ya que es una fuente de conflictos. En cuanto a la disposición de los muebles, es recomendable colocar a la derecha de la entrada un mueble en el que dejar las cosas nada más entrar.

En caso de que tengamos una pared bloqueando la entrada o haciéndola más pequeña, podemos colocar un gran espejo que dé profundidad a la sala o un cuadro de un paisaje abierto para dar sensación de amplitud. También es importante la utilización de arreglos florales que aportan una sensación de bienestar.

La habitación principal: es la que proporciona energía al resto de la casa. Por ello, mantener esta habitación en orden es muy importante. Debemos destacar que las puertas deben estar siempre alineadas, de no ser así, colocaremos espejos frente a las aberturas de las mismas. Esto solucionará el desorden que causa la ausencia de líneas claras ya que afecta directamente a la armonía y al equilibrio de la casa. Esto se refleja en la salud física, en el equilibrio y la paz espiritual de las personas que la habitan.

La habitación principal debe estar pintada en tonos claros y colores pastel La habitación principal debe estar pintada en tonos claros y colores pastel

Los muebles más importantes de un dormitorio son la cama y los puntos de luz artificial. Los habitantes del dormitorio (principal o cualquier otro) no deben nunca dormir, según el feng shui, con los pies orientados hacia una puerta (sea de acceso o la del servicio) pero a su vez las personas deben tener visión de la puerta de entrada. Lo más recomendable es que los dormitorios sean de forma cuadrada, y el cabecero de la cama esté colocado reposando sobre la pared más alejada de la puerta. Esta pared, será un tabique que no tenga ni ventanas ni espejos. Los focos de luz artificial estarán colocados a los lados de la cama. No es recomendable que sobre esta haya nada colgando, en caso de ser así, que el elemento sea de poco peso. A los pies de la cama podremos colocar un baúl o un piesero. Tanto el cabecero como el piesero aportan estabilidad a los habitantes del dormitorio.

En cuanto a los colores que nos ayudan a alcanzar el estado zen y son recomendables para un dormitorio son aquellos colores pasteles suaves que ayudan a las personas a relajarse. Deben por tanto evitarse los colores demasiado fríos o aquellos que son muy estridentes. La monotonía del color se romperá con los accesorios: colores más cálidos utilizados en colchas o almohadones. El toque final puede ser una alfombra o kilim en colores tierra. Mantas y almohadones pueden ir guardados en un baúl que estará a los pies de la cama.

La cocina: representa prosperidad, ya que es el punto donde se preparan los alimentos que aportan la energía necesaria a los habitantes de la casa. Es el lugar donde se crea la armonía. Dicha prosperidad reside en los hornillos (que deberán ser 4). Por ello, el feng shui recomienda poner tras los mismos un espejo, que duplique la cantidad de hornillos. Así mismo, la cocina nunca deberá estar bajo una ventana ya que esto ocasionará problemas financieros. Es recomendable que la cocina esté en una isla para que así la persona que cocine tenga visión de la puerta de entrada.

La cocina debe ser cálida y contar con una pequeña mesa donde desayunar La cocina debe ser cálida y contar con una pequeña mesa donde desayunar

En caso de que esto no sea posible, se recomienda el uso de un espejo o algún elemento decorativo que refleje la puerta (esta nunca debe estar frente a la vitrocerámica). En caso de que no se cocine en casa, es bueno encender todos los días un fuego, de manera rotativa y calentar algo de agua. Los fogones representan la energía y utilizarlos todos (de manera rotativa) ayuda a la misma a fluir y no estancarse.

Esta habitación debe ser cálida, que invite a entrar no sólo para cocinar si no para que acompañen a quien cocina. Los muebles más adecuados son una pequeña mesa donde desayunar y hacer comidas ligeras, que además se pueda utilizar de manera supletoria para cocinar y estar acompañada. Los colores que nos ayudan a alcanzar el equilibrio o zen en la cocina son los colores tierra, ya que no son cálidos ni de agua. La monocromía se puede romper utilizando cenefas que combinen verdes y azules o rojos y naranjas.

¿Cómo colocar los muebles en el resto de la casa?

Salón: el salón representa el lugar donde se encuentran los habitantes de un hogar, en él se realizan actividades más dinámicas, como escuchar música, charlar o ver la televisión. Dicho elemento, la televisión, deberá permanecer oculto mientras no se esté usando. Puede estar dentro de un armario con puertas correderas que se deslicen cubriéndola cuando no sea necesaria. En esta habitación no hay limitaciones de color. Sí hay que evitar paredes completamente blancas o negras, es decir, usar los colores sin estridencias (que impidan alcanzar la paz espiritual) y así facilitar un estado zen no sólo a los habitantes sino a los invitados.

Procura distinguir bien el salón del comedor en caso de que sea un espacio compartido Procura distinguir bien el salón del comedor en caso de que sea un espacio compartido

Para crear una estancia más cálida podremos añadir elementos personales que estén en armonía con los muebles. Se recomienda utilizar sofás o sillas y colocarlos en forma de "L" ya que favorecen la comunicación. Y que estos nunca den la espalda a la puerta. La utilización de alfombras dará calidez a la habitación. La mesa de café nunca podrá estar alineada con la puerta. También es necesaria la creación de un centro. Este centro suele ser una chimenea, en caso de que no haya posibilidad de tenerla, podremos hacer un pequeño arreglo y utilizar velas, que otorgan una sensación de confort y seguridad.

Tener una librería también contribuye a logar paz espiritual y seguridad, ya que producen sensación de alivio y tranquilidad. En caso de que tengamos un salón comedor es importante que las zonas estén bien diferenciadas, utilizando para enmarcarlas diferentes estilos de muebles y luces.

En el comedor existen tres tipos de muebles diferentes: La mesa: puede ser redonda (simboliza el metal y da una sensación de igualdad), cuadrada (otorga un sentimiento de estabilidad), o rectangular (representa la jerarquía); las sillas y algún mueble auxiliar donde guardar el menaje y la mantelería. Es importante tener en cuenta a la hora de decidir el color, que las paredes rojas estimulan el apetito mientras que el color azul lo suprime. Debemos evitar que la mesa del comedor se utilice como depósito de cosas, que sea una sala con demasiada iluminación y que tenga suelos poco cálidos.

Te puede interesar

1 Comentario

elizabeth

04/04/2014 03:10

hola me encanta esta sección, quisiera me ayudara en como organizar mis muebles, todos son de madera, ya que me encanta ese material, y son pocos, lo necesario, sala y comedor. mi cocina es un desastre es muy pobre y pequeña. Mi cuarto principal esta pintado en color lila, y quiero colocar detrás de la cama un mural de la flor de cerezo, estará bien?? gracias por su ayuda.